29 ago. 2010

El poder de la música

El vídeo que os presento a continuación  lo tengo desde hace tiempo entre mis favoritos, en él, gente de todo el mundo se une para cantar Stan by me. Y me gusta por muchas razones: la idea es muy buena, la canción es preciosa, la realización magnífica, los músicos consiguen emocionarme y el conjunto es un excelente trabajo. Stand by me es un tema que da mucho juego en clase de música, porque siempre gusta mucho y con él realizamos distintas actividades, pero hoy no voy a hablar de la canción sino del vídeo, con el que terminé  este curso pasado una tutoría sobre la tolerancia y el diálogo frente al conflicto. Hubo  un momento en el que la clase de 2º de Bachillerato no conseguía ponerse de acuerdo a la hora de fijar  el calendario de exámenes, lo que generó muchos problemas y eso que ellos llaman “mal rollo” (tengo a los alumnos que quieren estudiar medicina y otras carreras que necesitan mucha nota y tienen los nervios están a flor de piel). El origen de todo el problema era visto desde fuera una tontería, pero se había convertido en una bola muy grande. Distribuidos en grupos cada uno trabajó con un texto de referencia un problema que luego exponían a los demás, ante cada problema expuesto se daban soluciones y se debatía sobre ellas. En fin, una dinámica que nada tiene de particular y que no pretendía describir ahora. Además en Ciencias de la Tierra y el Medio Ambiente habíamos comentado el día anterior el fracaso de algunas de las cumbres medioambientales (acababa de finalizar la de Copenhague) por la imposibilidad de ponerse de acuerdo cuando había intereses tan distintos en juego. Bueno, pues todo esto viene a cuento porque terminé esa tutoría diciéndoles que les quería hacer un regalo, el regalo fue el vídeo del que estoy hablando y al presentarlo les dije algo así como: “Después de todo lo que hemos hablado y vivido estos días os regalo esta canción en la que han participado muchas personas de todo el mundo unidas a través de la música. Fijaros: lo que no consigue la política, ni la economía, ni las cumbres ni los debates lo consigue esta canción…. Ese es el poder de la Música”. No se si serían imaginaciones mías pero escuchándola se creó un ambiente mágico en mi clase y quiero creer que también se sintieron unidos con ella.

Os  la  regalo hoy a todos esperando que despierte vuestras emociones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails